Opinión

UNA PIEDRA PARA LOS DERECHOS HUMANOS

Mauricio Juárez

El capricho presidencial de imponer al frente de la CNDH a Rosario Piedra Ibarra está cosechando lo sembrado. Además de no cumplir con los requisitos para ocupar ese cargo, es claro que la activista no tiene interés en atender a las víctimas.

Madres de víctimas de feminicidio y abuso sexual, así como diversas organizaciones tomaron la sede de la CNDH ubicada en el Centro Histórico. Exigen justicia, pero no obtienen respuesta.

Ni la subsecretaría de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación, a cargo de Alejandro Encinas, ni la CNDH toman en cuenta sus legítimos reclamos. Las autoridades se muestran indiferentes ante el dolor de las madres.

En un comunicado, la CNDH invitó a las organizaciones nacionales y colectivos a “iniciar cuanto antes a un diálogo constructivo y respetuoso”. Parece no entender nada. No se trata de platicar, lo urgente es que les den respuesta a sus demandas.

Toma de las instalaciones de la CNDH
Incluso el presidente López Obrador arremetió contra ellas por haber pintado un retrato de Francisco I. Madero. Dijo no estar de acuerdo con el “vandalismo” y las acusó de no conocer la historia y de ser “conservadoras”.

En respuesta Yesenia Zamudio, madre de una víctima de feminicidio, dijo en entrevista con Denise Maerker que lo que hicieron con el cuadro de Madero “no es violencia, es una sátira”.

Y fue más allá: “a las madres de las víctimas no nos saluda, no fuera la madre del ´Chapo´, porque a ella sí la saluda”.

Zamudio, dirigente de “Ni una menos”, exigió la renuncia de Piedra Ibarra.

El grado de enojo es cada vez es mayor, y no hay indicios de solución a sus peticiones de justicia. El gobierno y la CNDH son indolentes al dolor de las familiares de las víctimas.

La CNDH se ha convertido en un órgano inútil del gobierno. Perdió su autonomía por seguir las instrucciones de Palacio Nacional. Piedra Ibarra es un florero más a cargo del erario.

El tiempo está dando la razón a la oposición en el Senado que se opuso a esa designación. Ni cumplía los requisitos legales ni con el perfil para ocupar la presidencia de la CNDH.

Piedra Ibarra no tiene la capacidad para encabezar una institución como la CNDH.

Comentar

Click here to post a comment

A %d blogueros les gusta esto: