Opinión

TROPOS DE LA 4T

#ConSentidoComundeMujer

María Esther González Aguilar

Entre sí, los individuos son diferentes en la parte consciente; pero muy parecidos en la parte inconsciente. Gustave Le Bon, sociólogo francés, publicó en 1895 “La psicología de las multitudes”, donde advierte sobre la existencia de un “alma colectiva” que hace posible la formación de la masa. La teoría, sugiere que la mente de los individuos está fusionada en una sola como si fueran sujetos hipnotizados, que pierden su identidad y su control racional a grado tal, que acepta ideas o creencias sin ninguna crítica, por lo tanto, puede sufrir contagio emocional, imita, puede llegar a tener un sentimiento de omnipotencia, caer peligrosamente en fidelización o fanatismo, aspectos relevantes para formar parte de movimientos multitudinarios.

La estrategia de las metáforas de Andrés Manuel López Obrador, padre de la 4T, tiene el fin último de adoctrinar a la masa para legitimar su propuesta de implantar un nuevo regimen a partir de su retórica de reforzar la cohesión social para conseguir la adhesión ciudadana, sin embargo, esta forma -que sostengo es el fondo- provoca polarización, división. En sus diarios discursos, utiliza tropos y repite su animaversión hacia los “conservadores, realistas, reaccionarios, neoporfiristas y neoliberales”, que en el imagiario colectivo de los seguidores, se forma la idea de ser los causantes de todos los males y en la contraparte todo está bien.

López Obrador, tiene todo a su favor para lograr su objetivo, goza del apoyo del Poder Legislativo; su estrategia de comunicación, lo coloca en una privilegiada posición para marcar agenda, provocar tendencia y cada día es mas evidente la pulverizacion de opositores, el desdibujamiento de los partidos políticos. Los criticos ahora son una minoría marginal, con los que tiene un doble discurso, por un lado dice que es bueno que existan, que se genere debate; sin embargo, los descalifica y llama “fifis” cuando no le gusta. Algo similar ocurre con expertos, instituciones y organismos cuando proporcionan, estadisticas, datos o informan diferente, aún cuando sean producto de metodologías probadas o científicas.

El alma colectiva de millones de mexicanos es un escenario idóneo, es “caldo de cultivo” para adoctrinar no solo sobre el cambio de gobierno, también sobre la nueva e inédita forma de gobernar, de comunicar y lo más toral, implantar el modelo de régimen político denominado 4T, que, cuando logre su consolidación, estaremos hablando de un nuevo sistema político, que en este caso será a la mexicana o mejor dicho a lo AMLO.

Sin duda la línea estratégica de incrementar subsidios a través de los programas para el bienestar y que los beneficios se entreguen sin intermediarios, es exitosa –al menos en el imaginario colectivo y en el papel, dado que aún tiene fallas en su operación- pero solo es una de las formas que llevan al fin último de convencer a las masas de apostar por un nuevo régimen y que este tiene tantas bondades que llevarán al crecimiento económico y desarrollo integral con felicidad.

¿Por qué el tema? por la percepción equivocada o no, de que existe polarización, maniqueísmo, manipulación; y porque, si bien es cierto que hay personas honestamente preocupadas por una situación que consideran peligrosa, hay grupos que se benefician del discurso de la polarización o de odio entre hermanos. ¡Es cuanto!

Comentar

Click here to post a comment

A %d blogueros les gusta esto: